"Toma una sonrisa, regálala a quien nunca la ha tenido. Toma un rayo de sol, hazlo volar allá en donde reina la noche. Descubre una fuente, haz bañar a quien vive en el barro. Toma una lágrima, ponla en el rostro de quien nunca ha llorado. Toma la Valentía, ponla en el ánimo de quien no sabe luchar. Descubre la Vida, nárrala a quien no sabe entenderla. Toma la Esperanza y vive en su Luz. Toma la Bondad y dónala a quien no sabe donar. Descubre el Amor y hazlo conocer al mundo". Mahatma Gandhi

27 julio 2009



"El Bosco, historia de un pintor maldito"

Viajero del más allá, pintor de criaturas imposibles, hereje de una secta antiquísima o maestro de vida y muerte sombrías, Hyeronimus Van Acken, El Bosco, es uno de los grandes enigmas de la historia del arte. ¿Qué misterios se ocultan en sus inquietantes obras?

Del autor de cuadros tan famosos y extraños como El jardín de las delicias, composición fascinante que hace detenerse en seco a los visitantes del Museo del Prado, sabemos muy poco. Casi nada. Eso es lo primero que sorprende al investigador que, como yo, se aproxima al viejo enigma que rodea a uno de los creadores más singulares que hayan visto los siglos.



La historia de el Bosco, como es conocida mundialmente, pero cuyo nombre real es Hyeronimus Van Acken comienza en el año 1493 en la aldea Hertogenbosch, digo comienza por que es realmente cuando dicho pintor comienza a pintar esos cuadros demoníacos.
La historia comienza en dicha aldea una noche en la cual un incendio provoca la muerte a seiscientas cuarenta y tres personas las cuales murieron abrasadas por las llamas en un pajar. El joven observó como ardían aquellas gentes y morían sin que sus vecinos pudiesen hacer nada por sofocar las llamas, entonces Hyeronimus obligado por su abuelo le hizo abandonar aquel dantesco espectáculo llevándolo a su casa la cual estaba muy cerca de lo acontecido.



Las llamas ardieron hasta que al otro día se apagaron solas habiendo dejado calcinados a todas aquellas pobres gentes. Desde ese día, el muchacho actuaba de un modo extraño y el abuelo a la noche siguiente del incendio observó que el muchacho desde su habitación observaba y a la vez pintaba, el abuelo le preguntaba que donde había visto eso que dibujaba en aquellas tablas y él le dijo que fuera, en el lugar del incendio. Cuando el abuelo miró aquel cuadro, lo que allí vio era una escena dantesca como si fuese una parte del infierno, en aquel cuadro se contemplaba como unas gentes vestidas de largo luto se llevaban los pedazos calcinados de los muertos en carretas.

El niño asustado le dijo al abuelo que ya no pintaría mas si aquello no le gustaba y el viejo le dijo que sí, dándose cuenta de que aquel muchacho veía mas allá de lo que percibía cualquier ojo humano.
El niño creció y seguía pintando cuadros macabros, pintó y pintó guiado ya por el maestro de una orden hereje el cual le pedía que los pintara metiéndolo en los lugares con mas dolor ya que de esa manera el muchacho veía cosas que nadie podía ver, él veía el infierno y lo plasmaba en aquellos lienzos.


Llegó a pintar hasta lo contemplado en las mismísimas mazmorras del palacio ducal de Venecia en el cual ajusticiados por los “Signori de Notte” murieron miles de reos acusados de herejía, después de eso se le perdió la pista y solo se encontraban ya cuadros de sus discípulos, se dice que murió allí en las mazmorras de Venecia.


Sus obras malditas??

Desde esos tiempos y hasta nuestros días las pinturas relacionadas con “El Maestro” como así se le conocía a Bosco, fueron perseguidas y quemadas las que se encontraron. La iglesia siempre las tuvo como malditas y herejes y por eso eran perseguidas. Hubo en la antigüedad (y aun en secreto puede existir) una sociedad llamada o mas bien que su sello era una mano blanca la cual trataba de acabar con esas obras a toda costa, sin importar las vidas que con ello llevase arrebatar. Entre ellas las mas famosas son “El jardín de las delicias”,”Los pecados capitales” etc.



Qué veía el Bosco para pintar esos infiernos?

Cuentan que el pintor se encerraba cerca de donde hubiese sufrimiento y entraba en una especie de trance hacia el otro mundo del cual luego regresaba y en el cual veía esas horrible imágenes que luego con su magia de pintor plasmaba en sus cuadros. También dicen que algunos de los que investigaron al Bosco tuvieron visiones de hombres de negro y perros negros.

Fantasmas en el Escorial.



La verdad sea dicha muchos de los trabajadores del escorial aseguran que algunas noches se escuchan risas y se ve a un perro negro deambular por los pasillos del grandioso monasterio, otros por el contrario afirman haber visto a un hombre alto vestido de negro paseándose por las habitaciones.





1 comentario:

Sony dijo...

para los amantes del arte y la pintura,creo que la historia de el bosco es mas que apasionante por la cantidad de misterios que esconden sus cuadros,son miles de historias que se cuentan de este pintor y la interpretaciones de sus cuadros,que no dejaron indiferente ni a la monarquia ni a nadie que contemplara sus cuadros.
espero que les haya gustado la historia de este particular pintor.
un abrazo!!!!!!!

papa noel

.....

.....